EL TROTE, UN DEPORTE NACIDO PARA LA ETERNIDAD EN MALLORCA

 

   Las primeras carreras de  trote con caballos enganchados en Mallorca se remontan a la década de 1920. Carreteras (aún sin asfaltar), caminos rurales y campos trigados fueron los primeros escenarios para la disputa de pruebas que no tenían ningún caràcter oficial. Pero en ese periodo arraigó la idea de formalizar las competiciones. La Sociedad  Hípica de Mallorca, creada en su día para promocionar las disciplinas de doma y de saltos, fue la entidad que oficializó las carreras con trotones.

   La construcción de los hipódromos de Buenos Aires en Palma y de Es Molí en Manacor, a finales de la segunda década del siglo pasado, alentó la afición al trote acompanyada de una notable importación de caballos trotadores de países como Francia y Dinamarca.       En 1934 se instauró el Gran Premio Nacional, la carrera clásica estelar que, a mediados de mayo de cada año, reúne a los mejores caballos trotadores y a los mejores  joqueys en la pista de Son Pardo, ante la expectación de miles de personas que llenan las tribunas del hipódromo.

A lo largo de su historia el trote balear ha vivido diversas etapas, y, sobreviviendo a diversas épocas críticas, ha logrado avanzar en la modernización paulatina de las pistas y demás instalaciones hípicas, así como en la mejora de la cría caballar. A día de hoy, cabe congratularse de que el trote balear haya logrado ser competitivo en Europa. La presencia de trotadores mallorquines en la carrera internacional de Vicennes-París ha permitido consagrar el trote como deporte nacional en Balears.

   Camino de su centenario, el trote ya forma parte de la cultura de Mallorca y es un signo de identidad, gracias al esfuerzo de varias generaciones de aficionados, criadores, propietarios, y también de las instituciones públicas como el Consell de Mallorca, que han convertido este deporte en una de las grandes pasiones deportivas que se viven en la isla, sólo superada por el fútbol.

Cada sábado, en Manacor, y domingo, en Palma, los hipódromos de ambas ciudades acogen a miles de aficionados y centenares de caballos que retan al crono. No cabe duda que la silueta del caballo enganchado es todo un símbolo impregnado en el sentimiento deportivo de los mallorquines. Todo un deporte, unido al sol, nacido para la eternidad en Mallorca.

Hipodromo Son Pardo  

Carretera de Sóller Km 3,5 

07009 Palma de Mallorca

Teléfono oficinas – 971 763 853

Teléfono programación – 971 754 031

Fax oficinas – 971 290 359

Fax programación – 971 761 608

hipodromsonpardo.com

E-mail- info@hipodromsonpardo.com

© 2010-2020  by Mallorcaibiza.com